Contenido que conecta con cada tipo de audiencia

18 Apr, 2019   |   de Isabel Rondon   |   Producción de Contenidos, Redes Sociales

Foto cortesía de Northwoods Themes en Unsplash

Conecta con la audiencia

Esto se ha convertido en la base donde se construye cualquier marca. Esa facilidad que tenemos para consumir información, gracias a la tecnología, también deja a las empresas nuevas responsabilidades. No basta con vender un producto de la manera en la que se hacía en décadas pasadas, y, para ser honesta, tus lectores hasta se podrían aburrir o fastidiar, con mucha razón, si todo lo que ven es un obvio anuncio en plan "¡cómprame, cómprame!"

La moda de ahora yace en otorgar mucho más al público que solo un producto. Se trata de formar una relación con ellos. ¡Enamóralos primero! Háblales de experiencias, de consejos, de "oh, ¿tienes un problema? ¡Yo podría ayudarte!" y ahí es cuando sugieres, como un quizá, el hecho de que tu producto o servicio sería una gran ayuda.

Las personas son diferentes. Sé que suena obvio, y que probablemente lo has escuchado muchas veces como frase alentadora, pero debes observar esto con tus lentes de empresario o empresaria, y darte cuenta de que no todos van a responder de la misma manera al mismo mensaje.

Cada individuo se siente atraído por información en distintos medios, y aunque no te estoy pidiendo que te adaptes a personita por personita, no es tan complicado verlo cuando las agrupas dependiendo de sus características. Conocer tu demográfica, o sea, el tipo de público general que te lee, ayuda inmensamente a darle un empujón a tu marketing y convertirte en un nombre importante en el mercado.

Para amaestrar esta técnica, y crear una conexión con tus clientes, no necesitas más que seguir leyendo, y, junto a las herramientas y consejos que te presentaré a continuación, aprenderás cómo conocer tu demográfica, y cómo (y dónde) escribir a partir de esta.

Cómo conocer la demográfica de una marca

Antes de que te pongas a redactar más contenido, paremos por un momento. Y, vamos a determinar quién es exactamente el que estará consumiendo esa información. Después de todo, esas personas son tus clientes potenciales, y lo que produzcas de ahora en adelante debería ser para ellos y lo que necesiten. De manera que puedas atraer a más personas de este nicho, y ofrecerles productos personalizados.

Para poder clasificar a las masas, y agruparlas en una demográfica, dependemos de varios aspectos, siendo estos:

  • Aspectos sociales: edad, género.
  • Aspectos demográficos: lugar de residencia.
  • Otros aspectos: intereses, estado parental, ingresos, personalidad, conducta en las redes sociales.

Si examinas eso, verás por qué las personas no tomarán la información que tengas de la misma manera. Yo, por ejemplo, como parte de la Generación Z, realmente no me inclino a comprar artículos para madres que me lleven unas cuántas décadas encima. Y, ellas tampoco estarán interesadas en las cosas que a mí me parecen geniales. Por eso, hay marcas que se inclinan más a un mercado juvenil, y otras a uno más maduro y con una vida más estable.

No es necesario que analices a cada persona que da like a tu post, porque, como siempre, Google nos ha facilitado esta búsqueda. La empresa ha desarrollado una herramienta específica para situaciones como esta, llamada Google Analytics. Incluso, en su página, nos explican qué datos extraen y cómo lo hacen.

Entonces, si nos basamos en Google Analytics, primero, encontrarás una vista general a tu audiencia, para luego divergir en información más detallada, que va desde el rango de edad, el género predominante, e intereses compartidos; como entretenimiento, juegos, arte, deporte, y una infinidad más.

También nos dicen que la identificación de estos datos es “útil para la segmentación de campañas y para establecer las audiencias de remarketing". O sea, de estos resultados se crean las estrategias de marketing de contenidos, las cuales estarán al frente y al centro para que una empresa gane popularidad y renombre.

Cómo crear una estrategia de marketing de contenidos

Saliendo de datos, números y estadísticas, daremos paso a una parte más orgánica. Interpretando la información obtenida, habrás construido un perfil de audiencia o buyer persona, a partir del cual moldearás los posts y productos de tu marca, para que este buyer persona se interese en lo que produces, y eventualmente, decida comprar de tu producto o servicio.

Para planear esto adecuadamente, pensé conveniente separarlo en varios pasos:

  • Paso 1: Realizar un análisis de la empresa y del mercado. Para ser exitoso, ¿no es necesario conocerse bien? Debes determinar las debilidades y fortalezas, y conocer a fondo qué es lo que puedes ofrecer a tus clientes. Aquí no somos políticos, no prometas nada que no puedas cumplir. Pero claro, también hay que enfocarse en lo que están ofreciendo otros negocios. ¿Tienes algo que ellos no? ¡Úsalo para tu ventaja! Que tu audiencia sepa qué es lo que hace diferente a tu empresa de las demás.
  • Paso 2: Basar el contenido a la temática adecuada. Con esto me refiero a los intereses de la audiencia. ¿Qué es lo que desean ver en sus timelines? ¿Cuál información les haría decir "hey, esto es útil para mí". Varias herramientas usadas en este punto son: el análisis de intereses en las redes sociales, la evolución de las tendencias de búsqueda (referentes a las palabras clave) y monitorización de hashtags. No es algo que se hace del día a la mañana, pero usando estas técnicas tendrás una idea de las modas actuales (que todos sabemos cambian de un segundo para otro).
  • Paso 3: Vender dependiendo de la motivación para comprar. Al saber qué es lo que necesita el cliente, se hace más sencillo saber qué y cómo vendérselo. Porque no solo tendrás el poder de persuasión, sino que será un producto que genuinamente querrán adquirir, y te dará una imagen positiva si a cambio de su dinero otorgas un servicio de calidad. Esto también se aplica a la forma en la que escribes, o sea, la voz que proyectas.
  • Paso 4: Convertirse en la figura principal. Digamos que ya tienes un nicho. Ahora da otro paso y adéntrate en un nicho dentro de su nicho. Sin miedo a parecer hipster, o que vayas a perder público, porque, la verdad es, que lo que se pierde es una gran parte de la competencia. Y así ganas más chance en ser el pez más grande, si pasas de un océano de otros peces a un estanque más fácil de manejar. Claro, esto va más allá de ser lo más específico posible; también debes complementarlo con técnicas de posicionamiento, como el marketing de contenidos y SEO, al igual que usar keywords o palabras clave comunes en tu audiencia como si fuese un mantra.
  • Paso 5: Planeo de la estrategia central. Aquí las cosas sí se ponen un poco complicadas. Deberás establecer una finalidad para las acciones de la marca, o sea, el qué, cómo, cuándo del mensaje que trasmitirán al público, y, otro punto importante, por qué medio.

Debes reconocer que estos pasos se sustentan en ensayo y error, y que ser constante y observar la respuesta que dé el público a cada cambio, será vital para el éxito de la marca. Si observas un fallo, o una manera de mejorar, puedes simplemente optimizar tu estrategia y repetir el ciclo hasta percibir una mejoría en la situación.

Cómo identificar el contenido que conecte con la audiencia

Hasta este punto hemos tratado el tema de una manera general, de qué debes hacer para conectar con la audiencia, sin importar las características de esta. Ahora para el plato principal, quiero adentrarme más en la manera en que cada persona consume el contenido del internet. O sea, qué marcas son las que triunfan en cada sector de las demográficas.

Si bien es cierto que son tantas clasificaciones (de las que viste anteriormente, y muchas más) y que la única persona que puede ser lo suficientemente específica con tus necesidades eres tú. Para este punto debes conocer su demográfica como la palma de tu mano.

Si hay un tipo de clasificación, que opino resulta ser la más importante, es la edad. Creo que esta es la que influye más en las decisiones y el comportamiento online de los individuos. Entonces, vamos a ello.

  • Baby Boomers (50 - 70 años aproximadamente). Si deseas enfocarte en esta demográfica, lo mejor es que, con todas tus publicaciones, tengas atención al detalle, y no temas extenderte en párrafos para abarcar cada punto importante. La mayoría de los Baby Boomers disfruta de contenido impreso además de en línea, si alguna vez pensaste en transmitir tu contenido mediante guías, libros, folletos, revistas, y demás. Otro dato que debes recordar, es que son aquellos que menos prefieren usar teléfonos celulares, y muchas veces van a estar leyéndote desde desktops o tablets. Así que, ya sea por escrito o mediante un vídeo, mientras más largo y detallado, mejor para ellos.
  • Generación X (35 - 50 años aproximadamente). Como un puente entre Baby Boomers y Millenials, esta generación me parece como una mezcla de ambos. La información que consumen, la prefieren clara y concisa, sin extenderse si no es necesario, pero si los detalles son requeridos, entonces acuérdate de incluirlos. No poseen ninguna preferencia en cuanto a dispositivos, entonces tu contenido debería ser fácil de acceder tanto en computador como en tablet o celular. En cuanto a la venta de productos, estarán más a tu favor si ofreces reviews o testimonios de personas que lo han usado, además de comparaciones con otras marcas en el mercado. También disfrutan de artículos de blogs, y newsletters en su email.
  • Millenials o Generación Y (20 - 34 años aproximadamente). Aquí entramos a una generación ya experta en el internet. A diferencia de las anteriores, los Millenials no se limitan a una sola cosa, y usualmente realizan varias actividades al mismo tiempo en línea. Por eso, ya no se trata de que la información sea simple, sino que debe llamar su atención, como un pajarito y un objeto brillante. Debes saber incentivarlos, ofrecerles ofertas, algo para que decidan que es buena idea quedarse en tu página un poco más. Tus publicaciones deberían siempre ser breves, y te recomiendo basarte en las imágenes como método de transmitir tu contenido. Les gustan sus videos y artículos cortos, sus emails con menos newsletters y más promociones y descuentos.
  • Generación Z o iGen (Adolescentes). Conocidos como la primera generación sin conocer un mundo sin internet, consumimos mucho contenido en muy poco tiempo. La gran mayoría nos basamos en nuestros teléfonos para encontrarla, y cambiamos de app y red social con velocidad, así que, igual que con los millenials, volvemos a los posts llamativos. Una cosa que diferencia a esta generación, es que valora mucho más aquello que sea popular en el momento, y es muy importante que sea fácil compartirlo con otras personas en redes sociales, por lo que contenido visual e interactivo es algo que les atrae.

¿Qué redes sociales debes usar?

La plataforma que utilices hará una gran diferencia en la interacción que reciban tus publicaciones. Sí te recomiendo que uses más de una para anunciar tus productos y servicios, pero si no eres diestro en las redes sociales, lo mejor es que empieces con un par.

Asegúrate de que tu audiencia se encuentre manifestada en dicha página web, y que preferiblemente sea predominante. También pueden optar, para mayores resultados, por moldear tus redacciones al tipo de contenido que mejor se soporte a cada social network. Las funciones y características de estas son increíblemente distintas entre si, y requieren distintos tipos de publicaciones.

  • ¿Te gusta producir contenido de manera audiovisual? La plataforma #1 en esta área es Youtube, como ya debes saber, y si es el tipo de publicación en el que te quieres enfocar, usar esta plataforma te lo hará mucho más fácil. Otra opción podría ser Facebook, donde, además de vídeos editados, es súper sencillo hacer en vivos, y hasta te puedes involucrar en grupos, los cuales te traería bastante publicidad.
  • ¿Qué tal si quieres postear visuales? Simple y efectivo, subir una foto varias veces a la semana es un buen hábito en una marca, y, en mi opinión, no hay mejor hogar para esto que Instagram, la app que reina ante todas en este aspecto. Algo que debes tener en cuenta al subir una foto, es que muchas redes sociales suelen bajarle la calidad, pero Instagram permite que se mantengan como la original, y creo que debe de ser una de las razones por las que la mayoría de los negocios se encuentran actualmente habitando este feed. Por otro lado, las imágenes de tipo infografía, o tutoriales paso a paso, cortos y al punto, van muy bien en una plataforma como Pinterest, donde además puedes añadir un link a tu blog.
  • ¿Y dónde quedan las publicaciones escritas? El texto no se queda atrás, y para sus chistes o datos curiosos encontrarán lugar en Twitter. Es muy buena para interactuar con tus seguidores, y con otros creadores. A la vez del microblogging, puedes añadir GIFs y reaction pics, que te da una apariencia más amigable y approachable.

Conclusión: ¿Cuál es tu objetivo?

Si el marketing de contenidos es una herramienta que te permite crear contenido de calidad, conectar con la audiencia te ayuda a que dicho contenido sea aún más efectivo. Porque está personalizado para aquellas personas que lo vayan a consumir, creando relaciones entre los clientes y tú, permitiéndoles ver que los entiendes, y sabes qué necesitan.

Apoyándote en estas técnicas, en tu demográfica y en la estrategia de marketing de contenidos que desarrolles, al igual que creando publicaciones con dedicación, todo esto va a reflejarse en las ventas de la empresa, siendo este el punto base para toda la información anterior. Es una situación en la que todos ganan: tendrás más oportunidad de mostrar tu producto y generar ingresos, y tus clientes ganan información y servicios diseñados especialmente para ellos. It's a win-win situation!

Isabel Rondon

Escritora, editora y amante del poder del Storytelling.

Mensajes Relacionados
¿Quieres crear tu MARCA PERSONAL? Te decimos cómo

Aprende todo lo que necesitas para crear tu marca personal incluyendo los errores que debes evitar

10 herramientas para AUTOMATIZAR CONTENIDOS

¿No tienes el tiempo para lograr que tu contenido se posicione o se dé a conocer en la web? A través de estas 10 herramientas para automatizar contenidos, las cosas cambiarán.

¿Cuántas palabras debe tener el post ideal?

¿Cuántas palabras debe tener un post para que pueda ser leído? Descubre la longitud adecuada de un post para SEO y cuántas palabras debe tener el post ideal.

Conoce acerca de las líneas editoriales en el fashion marketing

¿Sabes de qué escribir cuando se trata del fashion marketing? Aquí te hablamos de líneas editoriales, conceptos y temas recomendados

Suscríbete al newsletter de Nido Colectivo

Regístrate con tu email para recibir novedades, noticias y consejos.

* No compartimos tu información personal con nadie. Al registrarte, aceptarás recibir ofertas, promociones y otros mensajes comerciales de Nido Colectivo. Puedes cancelar tu suscripción en cualquier momento.

Comentarios